¿Te imaginas a tu hijo sin la posibilidad de tener acceso un baño digno? ¿Teniendo que exponer su integridad a altas horas de la noche para hacer sus necesidades en un lugar descampado, casi a la intemperie? Se me parte el corazón de tan solo pensarlo y sé que a ustedes también.

Como mamá resulta muy triste imaginar a nuestros hijos exponiéndose de esa manera, pero la realidad es que muchos niños que viven en comunidades rurales viven en condiciones de riesgo por falta de acceso a una higiene limpia y segura.

Tu y yo como padres sabemos que tener acceso a servicios higiénicos adecuados NO ES UN PRIVILEGIO, ES UN DERECHO de todos.

más higiene para todos

Explicándole a Ale que tener un baño es un derecho para todos, que muchas personas no tienen la suerte de tener agua potable y que tenemos que aprender a valorar lo que tenemos.

Precisamente atendiendo a lo señalado, quería compartir con ustedes la campaña que tiene Kimberly Clark con la marca Suave que se llama: “Baños cambian vidas“, una campaña en la que todos podemos poner nuestro granito de arena para que la vida de muchas familias cambie para mejor, proporcionándoles acceso a higiene y a baños dignos.

¿Qué tenemos que hacer? Muy sencillo. Para colaborar con esta importante campaña y convertirnos en parte fundamental de este proyecto, lo único que tenemos que hacer es agregar en nuestra lista de compras, la edición especial de papel higiénico Suave que ya se encuentra a la venta en los supermercados.

La venta de papel higiénico Suave edición especial; permite desde el 2016, que Kimberly Clark contribuya con una significativa donación a la ONG Water For People, que precisamente trabaja en las comunidades desfavorecidas de Cascas y Asunción en Trujillo para mejorar las condiciones de higiene en dichas zonas.

¡Juntos podemos cambiar esta realidad!